LOS PREMIOS



Emilio Arnao jamás ha ganado ningún premio literario, si bien se ha presentado a varios de ellos; en todo caso quedó finalista para el “Adonais” y para el de “Novela de Majadahonda”, pero nada más. Sabe Arnao que un buen premio le evitaría su provincianismo y le lanzaría al mercado nacional, pero ha tenido épocas de no querer saber nada de ellos, pues mucho ha sido el cansancio y la negatividad sobre ellos. Ser premiado, él lo sabe, no significa ser famoso, pero sí cierto reconocimiento, además de un dinerillo, que nunca viene mal. A la espera está, pues, de que algún jurado se fije en sus versos o en sus novelas algún día. Arnao no desfallece. O sí.

<-- Atrás